Viajes Maravillas de Oriente

martes, 13 de septiembre de 2011

Shen Nong, el padre de la agricultura y la medicina china

Por David Wu - La Gran Época

Generaciones de agricultores, farmacéuticos y médicos lo han venerado como a una deidad

Después que Fu Xi estableció el sistema de matrimonio, la población en la antigua China aumentó gradualmente. Entonces la gente se encontró con nuevos problemas. Primero, no sabían qué comer y qué no comer, tampoco sabían cómo curar las enfermedades. Se dice que una plaga causó la muerte de mucha gente en aquel tiempo.

Según una leyenda, Shen Nong nació con un cuerpo transparente como el cristal, a través del que se podían ver los órganos claramente. Al tercer día de su nacimiento podía hablar, al quinto día podía caminar, y al séptimo día ya tenía todos los dientes.

Para encontrar soluciones a la comida y las enfermedades, Shen Nong se adentró en las montañas para buscar comida y hierbas comestibles. Como consecuencia habitualmente se intoxicaba, llegando incluso a intoxicarse setenta veces al día. La razón por la que podía superar la intoxicación era que podía ver a través de su cuerpo cómo reaccionaban las hierbas, así que sabía qué especies comer y cuales no, y la propiedad curativa de cada una.

Shen Nong encontró 365 hierbas con propiedades curativas, y estableció una base para la medicina china, bastante comprensiva, que fue recogida en un libro. La evolución de miles de años de la medicina china se basó en los descubrimientos de Shen Nong, por ello fue honrado como padre de la medicina china.

Además, éste también creó un instrumento musical similar al banjo para enriquecer la vida espiritual de la gente, y el arado para enseñar a la gente a cultivar. Además enseñó cómo hacer cerámica, cómo hacer comida a las brasas; y a las mujeres les enseñó cómo hacer seda a partir de los gusanos. Fue Shen Nong quien llevó a los chinos a una sociedad tribal agrícola.

También estableció un mercado de trueque de productos, donde la gente podía intercambiar mercancías y así mejorar sus vidas considerablemente. Por ello, generaciones de agricultores, farmacéuticos y médicos han venerado a Shen Nong como una deidad.

ChangJie: el gran creador de los ideogramas chinos

Los caracteres chinos son tan profundos que pueden develar la vida cotidiana de los antepasados chinos

Por David Wu - La Gran Época

De acuerdo a la antigua leyenda china, los caracteres chinos fueron creados por ChangJie (CJ). Él fue el historiador de Fu Xi y del Emperador Amarillo.

En una oportunidad CJ vio una gran tortuga en una montaña. Las venas azules en la parte superior de la tortuga habían llamado la atención de CJ, así se decidió a estudiar sus venas y descubrió significados implícitos en ellas. Sus conclusiones le hicieron pensar que las personas también podrían expresar sus sentimientos o dejar constancia de hechos con símbolos sencillos como aquellas venas.

Entonces, CJ observó la distribución de las estrellas, el paisaje en la tierra, las huellas de las criaturas y la forma de la vegetación. A partir de estas observaciones creó varios símbolos y les asignó diferentes significados. Luego trató de expresar su pensamiento mediante el uso de estos símbolos y se dio cuenta que la gente podía entender el significado de estos símbolos. En este sentido CJ tradujo estos símbolos a “palabras”, que fueron los caracteres chinos originales.

Las palabras creadas por CJ tienen sus propios significados. Esto es diferente de las palabras extranjeras, tales como inglés, ruso o latín que son sólo sonidos sin significados. Por lo tanto, el carácter chino es la única palabra con un significado ideográfico por cada trazo que guarda, en profundidad, la realidad de la vida de los antepasados ​​chinos. De esta manera podemos captar el espíritu de la cultura china mediante el estudio de los caracteres chinos.

El carácter chino no es solamente un símbolo para el lenguaje y la civilización humana, sino también el portador de la historia humana y la cultura. Con él la historia puede ser registrada y guardada de generación en generación.

Seguidores